El jugo de toronja y la medicina: una mala combinación

La mayoría de las veces el jugo de toronja puede ser parte de una dieta saludable. Contiene vitamina C y potasio que son sustancias que requiere el organismo para funcionar adecuadamente.

Pero el jugo de toronja no es bueno para usted cuando afecta la manera en que actúan sus medicamentos.

El juego de toronja y la toronja fresca pueden interferir con la acción de algunos medicamentos recetados, así como unos cuantos de venta sin receta médica.

Esta interacción puede resultar peligrosa de acuerdo con Shiew Mei Huang, directora interina de la Oficina de Farmacología Clínica de la Administración de Alimentos y Medicamentos. Con la mayoría de los fármacos que interactúan con el jugo de toronja, “el jugo aumenta la absorción del fármaco en el torrente sanguíneo”, comentó. “Cuando hay una concentración más elevada de un fármaco, tiende a presentarse más consecuencias adversos”,

Por ejemplo, si toma mucho jugo de toronja al mismo tiempo que toma ciertas estatinas para reducir el colesterol, es posible que una cantidad mayor del fármaco permanezca en su organismo, lo que aumenta el riesgo de daño hepático y daño muscular que pueden provocar insuficiencia renal.

Beber jugo de toronja varias horas antes o después de tomar el medicamento puede seguir siendo peligroso, dijo Huang, así que es mejor evitar o limitar el consumo de jugo de toronja o de toronja fresca cuando se toman ciertos fármacos.

Los siguientes son algunos tipos de fármacos que pueden interactuar con el jugo de toronja:

  • algunos fármacos llamados estatinas, usados para reducir el colesterol como Zocor (simvastatina), Lipitor (atorvastatina) y Pravachol (pravastina).
  • algunos fármacos para reducir la presión arterial, como Nifediac y Afeditab (ambos nifedipina).
  • algunos fármacos contra el rechazo de órganos trasplantados, como Sandimmune y Neoral (ambos ciclosporina).
  • algunos fármacos ansiolíticos, como BuSpar (buspirona).
  • algunos fármacos antiarrítmicos, como Cordarone and Nexterone (ambos amiodarona).
  • algunos antihistamínicos como Allegra  (fexofenadina).

El jugo de toronja no afecta a todos los fármacos en las categorías anteriores. Pida a su farmacéutico o a otro profesional de la salud que determine si su fármaco específico es afectado.

Niveles demasiado altos o demasiado bajos del fármaco

Muchos fármacos se degradan (metabolizan) con la ayuda de una enzima vital llamada CYP3A4 en el intestino delgado. Ciertas sustancias en el jugo de toronja bloquean la acción de CYP3A4, así que en vez de ser metabolizado, el fármaco ingresa en una cantidad mayor al torrente sanguíneo y permanece por más tiempo en el organismo. Lo que resulta en niveles potencialmente dañinos del fármaco en su organismo.

La cantidad de la enzima CYP3A4 en el intestino varía de una persona a otra, dijo Huang. Algunas personas tienen mucha, otras tienen sólo poca, así que el jugo de toronja puede afectar a las personas de manera distinta cuando toman el mismo fármaco.

Si bien los científicos han sabido desde hace varias décadas que el jugo de toronja puede causar un nivel potencialmente tóxico de ciertos fármacos en el organismo, Huang expresó que estudios más recientes han encontrado que el jugo de toronja tiene el efecto contrario sobre algunos otros fármacos.

“El jugo de toronja reduce la absorción de la fexofenadina”, comentó Huang, lo que disminuye la eficacia del fármaco. La fexofenadina (nombre comercial Allegra) está disponible tanto con prescripción como de venta sin prescripción para aliviar los síntomas de las alergias estacionales. La fexofenadina también puede ser menos eficaz si se toma con jugo de naranja o de manzana, así que las indicaciones del medicamento dicen: “no tomarse con jugos de fruta”.

¿A qué se debe este efecto contrario?

Tiene que ver con el transporte de fármacos dentro del organismo en vez de su metabolismo, explicó Huang. Las proteínas en el organismo, conocidas como transportadoras de fármacos ayudan a llevar al fármaco hacia las células para su absorción.

Las sustancias en el jugo de toronja bloquean la acción de un grupo específico de proteínas transportadoras. Como resultado, se absorbe menos cantidad del fármaco y puede ser ineficaz, dice Huang.

Cuando el patrocinador de un fármaco solicita su aprobación ante la FDA, debe presentar datos de cómo se absorbe, metaboliza y transporta dicho fármaco, dice Huang. “Es entonces cuando podemos decidir cómo etiquetar el fármaco”.

La FDA ha solicitado que algunos medicamentos de receta adviertan en sus etiquetas que se evite el consumo de jugo de toronja o toronja fresca mientras se esté usando, dijo Huang. Además, es posible que la investigación actual de la agencia respecto a la interacción entre el fármaco y el jugo de toronja dé como resultado cambios también en otros fármacos.

Fuente: Contenido Latino

About editor

Periodista y editora de medios hispanos en EE.UU. desde 1996. Ganadora de varios premios Oro de la NAHP por sus reportajes de negocios y educación. Puede escribirle a adriana@lafamiliadebroward.com