La última estafa dirigida contra los consumidores hispanohablantes

En una reciente demanda entablada por la FTC se alega que Hispanic Global Way comercializó una variedad de productos a través de anuncios televisivos difundidos en español, incluyendo uncinturón para bajar de peso que no cumplió con ninguno de los beneficios prometidos, cursos para aprender inglés, ropa y teléfonos celulares. Según la FTC, la compañía despachó órdenes incompletas, productos defectuosos, y otros productos diferentes a los anunciados. Cuando los consumidores llamaron a la compañía para quejarse, a muchos de ellos les dijeron que no podían devolver la mercadería y les negaron reembolsos. Otros consumidores fueron ignorados y los hicieron esperar interminablemente en línea, les cortaron la llamada, o fueron insultados por los representantes del servicio al cliente por llamar a la compañía. Los representantes de Hispanic Global Way incluso trataron de conseguir que la gente pagara por los productos defectuosos o incorrectos enviados por la compañía.

Mantente alejado de este tipo de estafa:

  • Investiga a la compañía antes de pedir sus productos. Aunque la compañía difunda sus anuncios publicitarios en televisión nacional, vale la pena que averigües su reputación. Ingresa el nombre de la compañía en un buscador de internet agregando términos como “scam”, “complaint” o “review”, si haces la búsqueda en español ingresa las palabras “comentarios”, “queja” o “estafa”.
  • Averigua por adelantado la política de reembolsos o cambios de una compañía. Antes de ordenar un producto por teléfono, pídele a la compañía sus políticas y términos por escrito, incluyendo cualquier cargo o gasto adicional en que pudieras incurrir. Si los términos no están claramente establecidos, podría ser un indicio de estafa.

Si ordenaste un producto:

  • Reporta a las compañías que te pidan que pagues por sus errores. Si una compañía te envía un producto defectuosos, incompleto – o algo que no pediste – y luego, cuando solicitas un reembolso o cambio te pide que pagues por su equivocación, considéralo como una bandera roja de alerta. Tú no tienes que pagar para corregir sus errores. Reporta a las compañías a la FTC.
  • No toleres que te intimiden, te amenacen con la deportación o demandas judiciales, u otras formas de acoso. Las compañías que operan legítimamente no amenazan ni insultan a los consumidores, y no te acosarán para que les pagues.

Si sientes que te están amenazando, o si sospechas una estafa, no esperes a quejarte. No tienes que ser ciudadano estadounidense para tener derechos de consumidor en EE.UU. Presenta una queja ante la FTC o en la oficina de tu fiscal general estatal.

 

* Por Cristina Miranda, especialista en Educación del Consumidor, FTC

 

Fuente: FTC

About Comunicados

Comunicados

One comment

  1. Buenas noches me llamo Jennifer y ahora mismo me encuentro en un proceso de pérdida de peso. Te estoy agradecida que hayas hecho público este genial artículo para los que sufrimos este problema. Felicidades por tu publicacion. Seguiré viniendo para leerte.