Los cuidadores podrían encontrar alivio gracias a la Ley de salud

por Nicole Duritz*

Cuando uno cuida de un familiar u otro ser querido, se deja en suspenso con gran facilidad la propia salud. Hay estudios que demuestran que cuidar de otro tiene un costo desde el punto de vista físico para los cuidadores, y estos a menudo postergan o prescinden de su propio cuidado médico habitual.

Pero no te des por vencido. Ya se vislumbra cierto alivio. Si cuidas de un familiar, la Ley de salud puede beneficiarte a ti y a aquellos a tu cargo. Al entender qué contiene la ley, podrás hacer mejores elecciones respecto del cuidado de tu salud y del de tu familia.

 Obtener seguro médico es más sencillo

Si no tienes seguro médico, pronto habrá más opciones para que puedas obtener cobertura a través de los denominados “intercambios de seguros de salud”, que se están instaurando en todo el país. Los intercambios ofrecen una única fuente para adquirir seguros médicos, por lo que podrás comparar los planes y sus precios antes de tomar una decisión. Si no tienes cobertura, deberías tener en cuenta que, en el caso de que no contrates seguro alguno aun cuando reúnas los requisitos necesarios para hacerlo (ya sea a través de un intercambio o de otro modo), podrías ser penalizado en virtud de la Ley de salud.

Los intercambios comenzarán a ofrecer cobertura de salud en el 2014; se dispondrá de más información durante el otoño del 2013. Consulta la Guía de la Ley de Salud, de AARP, en www.aarp.org/guiadelaleydesalud para mantenerte informado a medida que la ley vaya implementándose y para encontrar información personalizada sobre la manera en que la Ley de salud funciona en tu caso.

La cobertura de salud es cada vez más asequible

¿Sabías que ya no tienes que pagar algunos costos de tu bolsillo para recibir cuidado preventivo? Esto incluye servicios como vacunas, mamografías y estudios para la detección temprana de determinados cánceres y diabetes.

Además, si tus ingresos son limitados, a partir del 2014 es probable que puedas obtener créditos impositivos que te ayuden a costear el seguro contratado a través de un intercambio de seguros de salud.

Mejor protección contra prácticas injustas en materia de seguros

Buenas noticias: se acabaron aquellos días en que las compañías de seguros te descartaban si/cuando estabas enfermo. Tu cobertura está garantizada siempre que pagues tus primas. Las compañías aseguradoras ya no pueden establecer límites de por vida o al año sobre tu cobertura médica. Esto garantiza que tus beneficios no cesarán cuando más los necesites. Además, desde enero del 2014, las compañías de seguros ya no podrán negarte cobertura porque sufras alguna enfermedad preexistente.

Acceso mejorado a información sobre servicios de cuidado a largo plazo

La Ley de salud te permite acceder a más información sobre las inspecciones de los hogares para el cuidado de adultos mayores, las quejas reportadas y los derechos de los residentes. Esto te ayudará a tomar mejores decisiones cuando necesites elegir una residencia para un ser querido.

Cuida primero de ti mismo, y cuidarás mejor de los demás

Los cuidadores llevan vidas ocupadas. Hacemos malabares con muchas cosas al mismo tiempo, y a menudo nos olvidamos de cuidar de nosotros mismos. Es importante que uno satisfaga sus propias necesidades y cuide de su propia salud para conservar la fortaleza, presencia de ánimo y resistencia física necesarios para ayudar a los que están bajo nuestro cuidado. Para obtener información y recursos que te ayudarán con la responsabilidad que conlleva la prestación de cuidados, visita el Caregiving Resource Center (Centro de Recursos para Cuidadores) de AARP en http://www.aarp.org/espanol/hogar-familia/prestar-cuidados/.

 

 

*Nicole Duritz, vicepresidente de Salud de AARP, encabeza el Programa de Difusión y Educación para la Salud del Consumidor y los Socios de la Asociación, que incluye el trabajo en asuntos como Medicare, la nueva Ley de salud, la asequibilidad de los medicamentos recetados, la atención a largo plazo, la prevención y el bienestar, y el uso adecuado de los medicamentos.

 

 

About Comunicados

Comunicados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*