Mercados: un lunes con muchas turbulencias

Por Steen Jakobsen, Economista Jefe, Saxo Bank.

Lo que afrontan los mercados a comienzos de esta semana una combinación de diferentes riesgos en un solo evento. Es importante mantener la perspectiva y lidiar con estos riesgos de manera individual.

La rebaja de la calificación crediticia de los EE.UU. no es una gran noticia. Lo siento, es lógica y está justificada. Que un país pase de AAA hasta AA+ no es el fin del mundo y no forzará a nadie a vender bonos a lo loco; podría, con el tiempo y la falta de nuevo crecimiento, inclusive crear demanda para una mayor rentabilidad. La situación es algo similar a cuando un alumno ejemplar es enviado a la oficina del director a recibir una advertencia. Además, la rebaja se filtró ampliamente antes del cierre del viernes como demuestran varios informes de los medios de comunicación.

El segundo riesgo es el contagio en Italia, con una rentabilidad superior a la de España, algo que el 90% de los gurúes del mercado ni siquiera hubiera podido imaginar hace menos de un mes, y aquí el asunto es más serio. Incluso, la intervención del Banco Central Europeo (BCE) sobre los bonos italianos, será inútil a largo plazo ya que la deuda combinada de España e Italia supera por mucho el tamaño actual del Fondo Europeo de Estabilidad Financiera, incluso de una versión sobredimensionada de 1.5 miles de millones de euros. La clave para el mediano y largo plazo es la posición en la que se encuentre Alemania y lo que pase con la calificación crediticia de Francia que está también actualmente en riesgo.

Aunado a esto, el G7 ha filtrado un acuerdo en el que afirma que están trabajando para apoyar al dólar.

Finalmente, utilizando comparaciones históricas:

• Cuando el mercado cerró tras el 11-S, reabrió con una caída del 5%. Como media, el mercado abrió con caídas del 5% tras cualquier cierre histórico.

• Los atentados de Madrid provocaron un descenso del mercado en un 2.5%. Esto no es ni el 11-S ni el 11-M; ni siquiera es una sorpresa ni un ataque a ninguna nación.

Esto es el mercado diciendo a los legisladores: basta de ganar tiempo; queremos una agenda para generar crecimiento, trabajo y la consolidación de la deuda.

Esta es la Crisis 2.0, y se ha generado al tener que pagar años de negligencia económica. Sin embargo, el recibo no lo vamos a desembolsar de golpe y en un solo día, sino a lo largo de muchos años de bajo crecimiento, una rentabilidad baja en el mercado de acciones y unos costos marginales al alza.

Esto es lo que deberíamos haber aprendido de la historia.

Fuente: Saxo Bank

Más sobre esta información en: http://www.saladeinversion.com

 

 

About Comunicados

Comunicados