[adrotate banner="32"]

Alianzas, recursos y supervisión: Emiten reformas para fortalecer sistema de “foste care” y adopciones

La Administración de Donald J. Trump pretende con esta acción ejecutiva “terminar con los abusos” removiendo barreras para la representación legal de los padres, así como buscar recursos para las familias en riesgo y estableciendo alianzas con actores comunitarios y de fe.

Harper y Owen Díaz. Foto cortesía Boys Town.

Cuando Owen (cinco años) y Harper (cuatro años) llegaron a la casa de Sonia y José Díaz, ella se dio cuenta de que tendría mucho trabajo. Como muchos niños en su situación, habían experimentado abusos físicos y emocionales. La pareja llevaba ocho años abriendo su casa como “foster parents” o padres sustitutos por medio de la agencia Boys Town en Nueva Inglaterra. “Lo que cambia a cualquiera es amor, tiempo y amor”, dijo al boletín de la organización la madre hispana.

Después de meses de trabajar con paciencia, producto de su experiencia anterior de tener niños del sistema, las rabietas del Owen y la timidez de Harper fue cediendo. Harper empezó a cantar en la iglesia y ¡en español, que no es su primer idioma! La pareja terminó adoptando a los niños pues no concebían estar sin los niños. En enero de este año se convirtieron en miembros de la familia Díaz.

Con miles de niños y jóvenes en custodia del Departamento de Niños y Familias, esta es parte de las muchas historias con final feliz. Pero no todas terminan así.

Hoy la Casa Blanca emitió una orden ejecutiva que reforma el sistema de bienestar infantil de orfanatos y casas temporales para 430.000 niños y jóvenes, en custodia del sistema público “foster care”.

El Secretario de Salud y Servicios Humanos Alex Azar dijo a la prensa que la “reforma es audaz y el objetivo es aminorar el maltrato infantil, fortalecer los programas de adopción y apoyo a las familias en riesgo de manera que menos niños sean separados y puestos en el sistema de cuidado público”.

El trabajo de cambiar radicalmente como los niños y familias experimentan el sistema de bienestar social infantil no reside en una sola agencia federal u otra organización nacional”, expresó Dr. Jerry Milner, funcionario encargado de la Administración de Niños y Familias al portal del Buró de Niños del gobierno.

Tenemos una visión común y un compromiso nacional a lo largo de las entidades federales que afectan a la vida de los niños diariamente y llegar a un acuerdo de cómo servirlos de manera que podamos definir los resultados”, añadió.

La orden ejecutiva contempla:

Mejorar las alianzas. – Crear sólidas alianzas entre las agencias estatales y el público, las organizaciones comunitarias, privadas y de fe. Las metas incluyen el desarrollo de servicios de apoyo comunitarios para prevenir el abuso y responsabilizar a los estados en el proceso de reclutar un número adecuado de familias de cuidado infantil temporal (foster) y adoptivas.

Mejorar los recursos. – Proveer más recursos para aquellos que están cuidando a los infantes. La orden ejecutiva indica que el Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, en inglés) incrementará y hará disponibles entrenamientos para manejar traumas, apoyará a los custodios por medio de subvenciones federales y mejorará la red de apoyo para aquellos parientes que reciban a los casi 20.000 jóvenes que salen cada año del sistema de “foster care” o padres sustitutos.

-Mejorar la supervisión. – La orden prevé supervisión federal de los requisitos legales clave para el bienestar infantil. Entre otros pasos, esta propuesta dirige al HHS a asesorar a los estados sobre el posible uso de fondos federales para apoyar la representación legal de alta calidad para padres e hijos.

De acuerdo a funcionarios de la administración del presidente Donald J. Trump, se pretende “terminar con los abusos” removiendo barreras para la representación legal de los padres, así como buscar recursos para las familias en riesgo y estableciendo alianzas con actores comunitarios y de fe.

De acuerdo a los datos del HHS, existen unos 430.000 niños y jóvenes en el sistema público de beneficencia infantil de los Estados Unidos y unos 124.000 están listos para ser adoptados. Los niños afroamericanos tienen un índice mayor de caer en “foster care”.

Según una nota de AP, Martin Guggenheim, profesor de derecho en la Universidad de Nueva York que se enfoca en los derechos de los niños y el derecho de familia, dijo que se sintió alentado por la mención de la representación legal.

“Las investigaciones más rigurosas comprueban que mejorar la representación de los padres es la mejor manera de promover la seguridad, permanencia y bienestar de los niños”, expresó a la agencia de prensa.

Jerry Milner ha estado trabajando en las reformas y ha logrado que ese departamento reduzca en un 9 por ciento el número de niños en el sistema de foster care.  

Jace y Jordyn – Foto cortesía Kidz Harbor

Información elaborada con despachos como AP

 

 

About Comunicados

Comunicados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*