[adrotate banner="32"]

Inmigración: la era Trump

Por Tanya Abad*

Cuando el presidente Donald Trump ganó las elecciones en noviembre de 2016, muchos previeron que las cosas iban a ponerse aún más difíciles para los inmigrantes indocumentados.  

Como es bien sabido, la administración indicó que la inmigración, incluida la inmigración legal, debería reducirse drásticamente y ser extremadamente limitada. Esto se ha cumplido. Aunque este periodo concluirá el 20 de enero de 2021, continuan las políticas de reducción, que se suman a otras que ya están en proceso.

En estos cuatro años de la administración, la inmigración se ha visto afectada en muchos aspectos. Una de las cosas que ha causado retraso a la hora de seguir adelante ha sido, y que por cierto muy pocos anticiparon acerca de que las nuevas políticas afectarían también a los extranjeros que residen legalmente en el país.

Se vivió un clima caótico con “tolerancia cero” contra la inmigración ilegal y para muchos la posibilidad de perder el estatus migratorio o de retroceder en los derechos adquiridos, como por ejemplo ser residente legal fue una preocupación presente entre las comunidades de extranjeros en Estados Unidos. 

Para contestar ciertas incertidumbres en este aspecto le preguntamos a el abogado de inmigración, David Iverson, quien tiene alrededor de 30 años ejerciendo en la ciudad de Weston, como abogado de inmigración del condado de Broward, quien además habla español y conoce de cerca las necesidades de los inmigrantes.  

¿Usted nos podría dar su opinión acerca del tema que fue muy polemizado sobre si se debe otorgar ciudadanía a los niños nacidos en Estados Unidos cuyos padres no son ciudadanos americanos?

DI: Bueno, en los últimos días se ha reavivado la discusión sobre no otorgar la ciudadanía estadounidense a los niños nacidos en Estados Unidos cuyos padres no son ciudadanos estadounidenses. Tenga en cuenta que esto significaría que los hijos de Residentes Legales Permanentes (LPR titulares de la tarjeta verde) no obtendrían la ciudadanía.

Trump ha indicado que hará este cambio por orden ejecutiva, es decir, sin pedirle al Congreso que cambie la ley, simplemente ordenando el cambio él mismo.

¿Qué opinión le merece el futuro de los “soñadores”?

DI: El caso de los Soñadores o “Dreamers” como se los conoce en inglés, es exactamente lo que explicaba en el caso anterior, terminó en los tribunales. Los demandantes en el caso dijeron que Obama no podía cambiar la ley de inmigración por poder del ejecutivo. Este sería un cambio mucho más profundo en la ley de inmigración que el bloqueo temporal de deportaciones, que es lo que es DACA.

Como requeriría una enmienda a la Constitución para hacer tal cambio, eso no sucederá. El resultado, a lo sumo, significará un inconveniente temporal para las personas nacidas en los EE. UU. y sus padres no ciudadanos. La regla no se mantendrá.  Habrá una nueva audiencia en corte federal in Houston, sobre la legalidad de DACA. El futuro de los Dreamers queda nubloso.

¿En lo que respecta a audiencias de deportación, qué opinión le merece, o cómo deben estar preparados los que están en esta situación?

DI: Recientemente, la administración ha ordenado a las personas en audiencias de deportación que presenten sus solicitudes de alivio de la deportación en un futuro muy cercano, incluso si sus audiencias no están programadas hasta mucho más tarde.

El propósito de esto es permitir que los jueces rechacen las solicitudes de asilo sin una audiencia a través de un proceso acelerado. Como siempre, este cambio dará lugar a demandas, ya que es injusto negar el asilo a las personas sin una audiencia, especialmente porque muchos solicitantes de asilo no tienen abogados.

Una de las razones por las que la administración ha perdido tantos casos judiciales es por cambios en las reglas, y perderá más, es que el jefe del Departamento de Seguridad Nacional es quien está haciendo estas reglas. Se ha descubierto que Chad Wolf (quien recientemente renunció) fue sido designado ilegalmente para el puesto; por lo tanto, sin poder legal para realizar cambios.

¿Deben pagar fianza los solicitantes de visas de visitantes? ¿Cree usted que esto debía de concretarse o solo fue una idea de la administración?

DI: La administración ha publicado un aviso de que tienen la intención de hacer que los solicitantes de visas de visitante paguen una garantía de $ 5,000, $ 10,000 o $ 15,000 para asegurarse de que las personas regresen a sus países.

¿A quiénes cree usted que esto se aplicaría?

DI: “Esto se aplicará, al menos por ahora, básicamente a los países africanos, no a los países de habla hispana, pero no durará más allá del 20 de enero como máximo.”

Cada año se tramitan alrededor de 140.000 visas de inmigrantes a través de empleo para solicitantes calificados de acuerdo con la ley de inmigración de EE. UU. ¿cree usted que en esta nueva administración tendrán un mejor futuro aquellos que deseen invertir o ser considerados para una posición de trabajo?

DI: Acerca de las peticiones basadas en empleo, se sabe que hay un proyecto en el Congreso. Que de ser aprobado por el congreso sería enviado al senado y cámara. Si esto fuera un hecho las consecuencias podrían ser que la demanda de visas permanentes por empleo sería de difícil acceso al menos por un periodo de 10 años.”

Si tenemos un visón optimista sobre el tema, esperamos que la nueva administración opere con un sistema de inmigración justo y humano.

El próximo presidente deberá tomar medidas urgentes para poner fin a las políticas drásticas, o aquellas que tenga bases en el miedo y el racismo. Debemos trabajar en nuevas leyes que ayuden a las comunidades de inmigrantes que han sido duramente atacadas no solo en esta administración que está por concluir, sino por muchos años atrás y recuperar el liderazgo moral y ético de los Estados Unidos para una transformación positiva dentro de la inmigración, porque somos una nación de inmigrantes.”, finalizó el abogado Diverson.

*Periodista ecuatoriana radicada en el sur de Florida. Puede contactarla escribiéndole a su correo: tanya.mediacommunications@gmail.com

*Para contactar al abogado Diverson, puede hacerlo vía email a diverson@infionline.net o llamar al 954-659-8526.

NOTA: Este artículo es una colaboración y las opiniones vertidas no representan necesariamente a las de este medio. Si tiene consultas inmigratorias, diríjase a un profesional. 

About Comunicados

Comunicados

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*