6 consejos para un regreso a clases libre de estrés

Ya se aproxima el final de verano y el comienzo del nuevo año escolar. Aunque muchas escuelas ya han empezado clases, la mayoría de niños y jóvenes entran a estudiar después del Día del Trabajo (Labor Day) en Estados Unidos. Con esto en mente y ya que es una transición difícil tanto para padres como para hijos – donde se requiere de un tiempo de ajuste, paciencia y preparación – aquí te ofrecemos unos consejos para que tus hijos empiecen con pie derecho un exitoso año escolar:

 

1.     HABLA CON TUS HIJOS SOBRE SUS INQUIETUDES DE REGRESAR A LA ESCUELA

 

Imagen: LivingLifeandDesign.Com

 

Para muchos niños, el primer día de clases es emocionante porque volverán a ver a sus amiguitos y retomar ciertas actividades, pero también puede ser causa de angustia cuando este viene con grandes cambios, como el paso de la primaria a la secundaria y el crecimiento físico de la edad. Conversa con ellos sobre sus preocupaciones e inspira en ellos confianza para que te alerten si alguien trata de hacerles daño o ‘bullying’. Debes transmitirles la seguridad que pueden hablar contigo sobre cualquier tema y demostrarles que todos los problemas tienen solución.

 

2. ACOSTÚMBRALOS A LAS NUEVAS HORAS DE DORMIR

Imagen: PedriaticBlog.Es

 

Si tus hijos se dormían más tarde durante el verano, llegó el momento de ajustar su horario de sueño. Se recomienda que empiecen ir a dormir y a levantarse a las mismas horas del año escolar dos semanas antes que comiencen las clases. Si tienes Xfinity Home, el sistema de seguridad que convierte tu casa en un “hogar inteligente”, puedes programarlo para que las luces se prendan y se apaguen de acuerdo a las horas de dormir. Este sistema también permite instalar sensores en las puertas y ventanas de los cuartos de los pequeños para mantenerlos seguros toda la noche (y para que recibas alertas en la mañana cuando se levanten).

 El descanso es fundamental para que los niños no estén irritables, no se duerman en clase y su mente esté preparada para aprender. 

3. COMPRA LOS ÚTILES ESCOLARES LO MÁS PRONTO POSIBLE

 

Imagen: Evesther, mama de 3!

Evita las multitudes en las tiendas y compra los útiles escolares con tiempo. Para que no se te olvide nada, haz una lista e incluye cuadernos, lápices y mochilas, y hasta ropa o uniformes, en los cuales puede haber una escasez en su talla si esperas hasta el último momento. 

4. ASEGÚRATE DE TENER INTERNET EN CASA

 

Imagen: United Way

 

El Internet es una herramienta esencial para estudiar, así que asegúrate que tus hijos tengan una computadora y acceso al Internet en la casa. Si tienes escasos recursos económicos, existe un programa llamado Internet Essentials que ofrece servicio de Internet a bajo costo y la posibilidad de adquirir una computadora por menos de $150 dólares. Los hogares que califican son aquellos que reciben subsidio de vivienda o tienen al menos un niño en el Programa Nacional de Almuerzos Escolares, entre otras condiciones. El programa también proporciona 40 horas al mes de acceso gratis fuera de casa en todo el país a los puntos Wi-Fi de la red de Xfinity. Puedes llamar al 1-855-765-6995 para ver si calificas. 

 

5. ESTABLECE REGLAS PARA EL USO DE LA TECNOLOGÍA

 

Imagen: Comcast

 

Fija reglas y límites para el uso de Internet y televisión, especialmente en las horas de hacer tareas y de dormir. También debes hablar con tus hijos sobre los peligros del Internet y decirles qué se debe hacer para navegar el ciberespacio con seguridad.

 Para que cumplan con tus instrucciones, puedes usar el internet xFi de Xfinity. Con este, puedes hacer ajustes fácilmente para que cada dispositivo solo pueda acceder al internet en las horas permitidas sin que se afecte la conexión de los demás. Por ejemplo, si tienes que trabajar de noche y no puedes apagar el internet pero tampoco quieres que tus hijos se queden viendo sus tabletas hasta tarde, puedes pausar el internet solo para ellos y tú lo puedes seguir usando sin problema. Así mismo puedes crear perfiles para cada miembro de la familia y evitar que los más pequeños entren a páginas no aptas para sus edades. Por último, xFi de Xfinity te permite pausar el Internet en ciertas horas como durante la cena y en cualquier momento que desees compartir en familia.

6. CUIDADO INFANTIL DESPUÉS DE CLASES

 

Imagen: Comcast

 

¿Alguna vez escuchaste del “estrés de padres después de clases”? Así le llaman al fenómeno de padres que trabajan y se preocupan por sus hijos entre las 3 y las 6 de la tarde, si no tienen quién cuide a sus hijos después de clases o los dejan a cargo de hermanos mayores.

 Como complemento al sistema de cuidado infantil que coordines, puedes instalar el mismo sistema de Xfinity Home (del consejo # 2) para asegurarte que todo ande bien durante estas horas. Puedes instalar sensores en las puertas y ventanas y recibir notificaciones en tu celular en el momento que estos se activen. También puedes instalar cámaras las cuales puedes monitorear desde tu teléfono móvil para ver el momento en que tus hijos lleguen a casa o simplemente para asegurarte que todo esté bien en cualquier momento.

Fuente: Xfinity

About Comunicados

Comunicados