Chávez furioso por las sanciones de EE.UU. impuestas a PDVSA

Por Elizabeth Ostos, Caracas

El Gobierno de los Estados Unidos sancionó a la empresa Petróleos de Venezuela, la cual mantiene aún relaciones comerciales con el régimen de Irán, quien enfrenta un embargo internacional.  Esta medida extrema implica que la estatal venezolana no podrá obtener financiamiento para importar y exportar crudo desde y hacia Estados Unidos y tampoco tendrá la opción de firmar contratos con el Gobierno americano. Lo que sí podrá hacer es vender petróleo a la nación norteamericana.

Según reportaron agencias internacionales, el subsecretario de Estado, James Steinberg, confirmó lo que hasta hace varios meses era un rumor.  Steinberg aseguró que la imposición de sanciones unilaterales “no afectará” las ventas de petróleo de la empresa venezolana a Estados Unidos ni las actividades de sus subsidiarias.

Recordó que en 2010, la estatal Pdvsa  fue el quinto proveedor de petróleo de Estados Unidos. A principios de esta década fue el segundo socio comercial energético con ese país.

Medida “inmoral”

De parte del Gobierno de Venezuela, trascendió que el presidente Chávez respondió en su cuenta de twitter: “¿Sanciones contra la Patria de Bolívar? ¿Impuestas por el gobierno imperialista gringo? Pues: ¡Bienvenidas Mr Obama. No olvide que somos los hijos de Bolívar!

El Canciller Nicolás Maduro y el Ministro de Energía y Petróleo dijeron en cadena nacional que la “soberanía de Venezuela se respeta”, Maduro leyó un comunicado en donde se establece que “el Gobierno Bolivariano manifiesta su más contundente repudio a esa decisión por constituir una acción hostil situada al margen del derecho internacional y de los principios de la carta de Naciones Unidas”.

“Debe cesar la agresión contra los pueblos del Sur y debe cesar la estructura hegemónica de los Estados Unidos que pretende imponer el imperio norteamericano, el control de los recursos naturales del planeta”. Maduro dijo que Venezuela no suspenderá sus envíos de crudo al norte.

Venezuela cayó en la CISADA

“Las sanciones impuestas bajo la administración Obama son parte de una estrategia de presión para enfrentar los desafíos que representa Irán”, dijo un oficial del Departamento de Estado en teleconferencia con la prensa desde Washington.

CISADA (Comprehensive Iran Sanctions Accountability and Divestment Act) o la ley integral de sanciones hacia Irán, fue firmada en 2006 como una enmienda a la ley de Sanciones hacia Irán decretada en 1996.  Los riesgos nucleares de este país han preocupado a los Estados Unidos, debido a informaciones de la ONU de que existen mayores reservas de uranio, según reporta Reuters.

Sin embargo, cuando la prensa preguntó si esto afectaría a Citgo, la subsidiaria de PDVSA con presencia en Estados Unidos, el portavoz dijo: “las sanciones no aplican a ninguna subsidiaria PDVSA, que puede continuar exportando crudo a Estados Unidos a sus operaciones de refinería, incluyendo CITGO”.

De acuerdo al Departamento de Estado, estas sanciones le prohíben a PDVSA competir por contratos federales, asegurar fondos del Export-Import Bank (Banco de Exportaciones e Importaciones de Estados Unidos), así como obtener licencias de exportación estadounidenses.  Sin embargo enfatizaron en que subsidiarias como CITGO no serán afectadas.

“Al imponer estas sanciones estamos enviando un mensaje claro a las empresas de todo el mundo. Quienes sigan irresponsablemente apoyando al sector energético de Irán o ayuden a facilitar los esfuerzos iraníes para evadir las sanciones de Estados Unidos enfrentarán consecuencias significativas”, dijo en una rueda de prensa el subsecretario de Estado, James Steinberg, indica la agencia.

Según el Wall Street Journal, actualmente Venezuela es el quinto proveedor de crudo a Estados Unidos.  El país envió un millón de barriles diarios solo en febrero, de acuerdo a reportes de la Administración de Energía de EE.UU.   Las refinerías de CITGO pueden procesar hasta 750.000 barriles diarios de combustible o, el equivalente del 4.2% de productos derivados del petróleo que se consumen en Norteamérica.  PDVSA es copropietario de 350.000 barriles diarios de Hovensa, refinería en el Caribe, así como Hess Oils Corp (HES), así como de 192.000 barriles diarios de la planta Chalmette Refining LLC  junto con Exxon Mobil Corp.

Europa

También la Unión Europea anunció la imposición de sanciones a un centenar de entidades, como el Iranian Handelsbank, el principal banco que provee acceso de Irán en los mercados financieros europeos. “Creemos que hay cada día mayor consenso en la necesidad de afilar las decisiones por Irán y llegar a la conclusión que ese país debe asumir sus obligaciones internacionales, así como atacar la preocupación acerca de su programa nuclear”, expresó uno de los oficiales del Departamento de Estado de EE.UU.

Según Reuters, junto con PDVSA fueron sancionadas PCCI, Royal Oyster Group y Speedy Ship, de los Emiratos Arabes Unidos; Tanker Pacific, de Singapur; Ofer Brothers Group, de Israel; y Associated Shipbroking, de Mónaco.

About editor

Periodista y editora de medios hispanos en EE.UU. desde 1996. Ganadora de varios premios Oro de la NAHP por sus reportajes de negocios y educación. Puede escribirle a adriana@lafamiliadebroward.com